2004-06-20

Domingo bailongo

Ya lo decía Larra.


En este mundo, para conservar amigos es preciso tener el valor de aguantar sus obsequios.


Pues con los hijos pasa igual, aunque la diferencia es que el condicional no aparece, y además los amigos no son los de uno, sino los de los niños, o sus papases, o sus actividades variadas...

Esto incluye las actividades de fin de curso que, como corresponde, hemos fotografiado adecuadamente. Vean: una foto, otra foto, otra más, y todavía otra, convenientemente movidas y borrosas, como corresponde a las circunstancias del asunto.

Hace un año
Censos bitacoreros y La realidad supera a la ficción (hablemos de política).




2004-06-20 01:00 | 3 Comentarios | In English, please | En PDF | Para enlazar # |
| Compartir/Share | por correo | en Twitter | en LinkedIn | en Facebook | en Google+ | en Delicious |

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://fernand0.blogalia.com//trackbacks/19648

Comentarios

1
De: JJ Fecha: 2004-06-20 18:48

Anda, qué bien os lo pasáis... hombre, si esas cosas son entrañables, el problema es que con el ruido de las cámaras casi que no se oye la música.



2
De: Allan Psicobyte Fecha: 2004-06-21 08:25

Si tiene razón mi madre: "La paternidad es sacrificio".



3
De: fernand0 Fecha: 2004-06-21 08:42

JJ: no sabes lo sofisticados que llegan a ser estos saraos. Perfectamente amplificados y tecnificados. Además, las cámaras digitales no hacen ruido como las de antes ;)

Allan: no lo sabes bien. Lo malo es que es un sacrificio que luego no se aprecia. Pero ahí estamos...



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.161.108.58 (26a21c8f49)
Comentario
¿Cuánto es: mil + uno?